Elimina la cal en duchas y grifos: métodos caseros que sí funcionan

Elimina la cal en duchas y grifos: métodos caseros que sí funcionan

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

La acumulación de la cal en las duchas y grifos no solo es antiestética, sino que también puede reducir la eficiencia del flujo de agua y dañar los accesorios a largo plazo. Afortunadamente, existen métodos caseros efectivos que puedes utilizar para eliminar esta molestia de manera segura y respetuosa con el medio ambiente.

Vinagre blanco

El vinagre blanco es conocido por su capacidad de disolver la cal gracias a su contenido ácido. Para utilizarlo, calienta una cantidad suficiente de vinagre blanco (no es necesario hervirlo, solo calentarlo ligeramente). Luego, sumerge un paño limpio en el vinagre caliente y aplícalo sobre las áreas afectadas por la cal en la ducha y los grifos. Deja que el vinagre actúe durante al menos 30 minutos para que pueda disolver la cal acumulada. Después, frota suavemente con un cepillo de cerdas suaves o un paño para eliminar los residuos de cal sueltos. Finalmente, enjuaga bien con agua tibia y seca con un paño limpio.

Bicarbonato de sodio y limón

Esta combinación es excelente para limpiar y desodorizar, además de ser efectiva contra la cal. Mezcla bicarbonato de sodio con jugo de limón fresco hasta formar una pasta. Aplica la pasta sobre las áreas afectadas por la cal en las duchas y los grifos, asegurándote de cubrir bien las zonas afectadas. Deja actuar la mezcla durante 15-20 minutos para permitir que el bicarbonato y el ácido del limón actúen sobre la cal. Luego, usa un paño suave o una esponja no abrasiva para frotar suavemente la superficie y eliminar la cal suelta. Enjuaga con agua tibia y seca con un paño limpio.

Agua oxigenada

El agua oxigenada no solo sirve para curar heridas, también es útil para eliminar manchas de cal y desinfectar las superficies. Rocía o aplica agua oxigenada directamente sobre las áreas afectadas por la cal en las duchas y los grifos. Deja actuar durante unos 10-15 minutos para que pueda penetrar y disolver la acumulación de cal. Luego, limpia con un paño suave o una esponja y enjuaga bien con agua tibia para eliminar cualquier residuo.

A tener en cuenta

– Seca las superficies de ducha y grifos después de cada uso para evitar la acumulación de humedad y la formación de cal.
– Realiza una limpieza profunda cada cierto tiempo para mantener las superficies libres de cal y en óptimas condiciones.

Con estos métodos caseros efectivos, podrás mantener tus duchas y grifos libres de cal de manera efectiva y natural. Mantén una rutina de limpieza regular para preservar la apariencia y funcionalidad de tus accesorios de baño, disfrutando así de un ambiente más limpio y saludable en tu hogar.

Esperamos que estos consejos y trucos te ayuden a mantener tu baño perfecto.

Limpiezas La Trinidad, tu empresa de limpieza en Sevilla con más de 34 años de experiencia en el sector.

 

Últimas noticias

limpieza industrial

Cinco técnicas de limpieza industrial

La limpieza industrial es un componente crítico para garantizar la seguridad, eficiencia y longevidad de las instalaciones industriales. Este proceso requiere técnicas especializadas y equipos

Leer más »